Cuadros que no dejan dormir

Cuando realizas estudios de Feng Shui intentas detectar todo lo que puede afectar a las personas que viven en el piso, a los vecinos, al entorno, a los que pueden ir de visita, etc. Y, como en la naturaleza todo cambia, en ocasiones aplicas acupuntura en los espacios para determinados efectos que son temporales, lo que quiere decir que al cabo de un tiempo conviene hacer una revisión.

Cuando hice la revisión en uno de estos pisos me encontré con un fenómeno extraño. Resulta que el matrimonio que vive en ese piso me informó que no durmieron durante dos días, únicamente durante dos días. Al preguntarles sobre posibles causas no acertaban a encontrar ninguna, hasta que en un momento determinado uno de ellos me informa que esos dos días habían colocado un cuadro en una de las paredes del dormitorio, pero de forma intuitiva, al segundo día, decidieron descolgarlo.

Sin planteárselo más lo dejaron en el suelo de la misma habitación, justo debajo de donde lo habían colgado. O sea, que el cuadro seguía estando en la misma habitación y a la misma distancia de la cama, ya que ellos pensaron que el motivo del insomnio no podía ser un simple cuadro. La cuestión es que a partir del momento que lo descolgaron volvieron a reconciliar el sueño.

Cuando fui a hacer la revisión observé un cuadro en el suelo, justo en el momento que me explicaban la anécdota. En un principio no lo entendí, pero enseguida pude comprobar que justo el punto donde habían colgado el cuadro en la pared era un potente “punto estrella”. Estos puntos son precisamente potenciadotes, de geopatías o de cualquier otra información. El cuadro en cuestión es de color rojo muy intenso, lo que en oriente llamarían un cuadro Yang. Al poner el cuadro justo en ese punto la “información” Yang se potenció, motivo por el cual ninguno de los dos había podido dormir. Y precisamente la señora me explicaba: “No…, si mi,marido es escéptico, pero con el cuadro colgado tampoco había podido dormir…”

Estos puntos son los que todas las culturas han utilizado para potenciar la información y les aplicaban lo que llamamos “acupuntura a los espacios”.
La foto que adjuntamos la hice en un templo del Wudansang, en China, se trata de un punto estratégico. Se puede observar una especie de cazoleta, es justo el punto donde los monjes inciden y aplican su acupuntura.